You are here

El Crossfit de Papá

Me he dado cuenta que los papás existimos por dos razones básicas. La primera es biológica, pues uno debe proveer la “semilla” necesaria para que, en conjunto con la mamá, se engendre nuestra descendencia. La segunda no es tan emocionante como la primera y es basicamente cargar cosas.

Cargar y descargar realmente, y es que cada movimiento familiar implica llevar un sin fin de artefactos que de seguro, o por si acaso, se van a usar.

Este fin de semana, por ejemplo, me fui con la familia a la playa. Los tiempos de sentarse frente al mar, con un par de sillas y unas toallas, son ahora solamente un figmento de mi imaginación. Desde los juguetes para hacer castillos de arena, el parasol obligado para cuidarlos del sol, la maleta con todo lo que pueda necesitar el mas pequeño, un “cooler” con comida y bebidas necesaria para mantenerlos hidratados y alimentados, el carrito de bebé (que pesa como plomo cuando se lo arrastra por la arena) son ahora el kit básico para una visita al mar.

No me quejo, bueno a veces un poco, pero luego del trajín de subir y bajar cosas no hay nada mejor en el mundo que verlos disfrutar de las actividades familiares y saber que tengan todo lo que necesiten.

Además, hay que verlo de una manera positiva, este cargar y descargar cosas es tremendo ejercicio.  Lo llamaría el “Papá Crossfit”.




Leave a Reply

Top